Yacimiento romano y necrópolis medieval de Santa María de Hito

Categoría

Etiquetas

La ocupación más antigua del enclave se corresponde con la villa romana, situable cronológicamente entre finales del siglo III y finales del IV d.C. Desde la entrada se accedía, por un amplio pasillo, a las salas de recepción y las estancias señoriales. Esta parte disponía de tres habitaciones, todas con hypocaustum o sistema subterráneo de calefacción. En la parte norte de la villa se encontraban las dependencias de uso común. Las estancias se encuentran a diferentes alturas por lo que se comunican entre sí mediante escaleras. Sobre las ruinas romanas se ubica la necrópolis medieval, en la que se excavaron más de 400 tumbas de diferentes tipos: lajas de piedra, sarcófagos y ataúdes de madera. Los difuntos aparecían en posición decúbito supino y orientados Oeste-Este, como en el resto de necrópolis cristianas medievales. La cronología de los enterramientos abarca un amplio período que va desde época visigótica (siglos VI y VII) hasta la plena Edad Media (siglo XII). De la necrópolis, es reseñable además, la aparición de un broche en hueso profusamente decorado con motivos vegetales y aves afrontadas que puede ser admirado en el Museo Regional de Arqueología y Prehistoria de Santander.

Estilo artístico

Romano de época bajo-imperial y medieval

Acceso

Junto a la iglesia de Santa María de Hito, en la carretera de acceso al pueblo desde la localidad de San Martín de Elines.

Época

Siglos IV al XII d. C

Características

Se trata de una villa romana de época bajo-imperial sobre la cual se asentó la necrópolis de la inmediata iglesia de Santa María de Hito. La necrópolis es la más amplia de las excavadas en Cantabria hasta la actualidad. El yacimiento fue excavado entre los años 1979 y 1984.

 

 

 

Yacimiento romano y necrópolis medieval de Santa María de Hito

Otros lugares de interés