La nécora nojeña en Madrid Fusión 2013

La Villa de Noja ha estado presente hoy en el stand que Cantabria tiene en el congreso gastronómico Madrid Fusión, y lo ha hecho de la mano de su producto estrella y más representativo: la nécora.

Elaborada por el equipo del restaurante El Sambal, con el chef Javier Ruiz a la cabeza, la nécora denominada ‘Noja Escapada’ ha sido la protagonista de la cocina regional durante este mediodía.

La nécora ‘Noja Escapada’ se presenta de forma original: como un regalo. Envuelta en ‘papel fata’ y atada con una cinta de colores, se prepara en un horno a vapor, sin agua y a una determinada temperatura según las características de cada crustáceo. Con ello, se consigue que la nécora se cocine en su propio jugo, potenciando así su sabor y jugosidad.

Esta forma de cocinar la nécora fue presentada en enero del pasado año en la cena ofrecida en el restaurante del estadio Santiago Bernabéu en Madrid, con motivo de la presentación del libro gastronómico ‘Noja. Sabores y Paisajes’, escrito por el reputado crítico gastronómico, Pepe Barrena.

Hasta el recinto ferial IFEMA y junto al equipo del restaurante El Sambal, se ha desplazado en representación municipal el alcalde de Noja, Jesús Díaz.

Referencia gastronómica de Noja

La nécora ha sido la protagonista del eje gastronómico del Plan de Competitividad Turística de la Villa en el esfuerzo que, junto al Ayuntamiento, está realizando por posicionarla como el referente gastronómico del municipio. A ella se la han dedicado unos premios a la comunicación gastronómica y viajera, y en la primera cata-debate cuyo tema fue “La geografía de los crustáceos”, resultó por unanimidad de los asistentes vencedera por encima de las nécoras gallegas y asturianas.

Este reputado y finísimo crustáceo, es capturado en Noja aún de forma artesanal. Es precisamente en esta época de invierno y desde finales de otoño, cuando en la Villa se ven salir a los pescadores a recoger las “cestas” que han dejado por la noche para hacerse con las nécoras de las playas de Ris y Trengandín.