El Gobierno aprueba dos decretos de ayudas para mitigar los efectos de la pandemia en las empresas turísticas y de viajeros por carretera

El Ejecutivo destina 2 millones y 650.000 euros a empresas de estos dos sectores

El Consejo de Gobierno, en una reunión extraordinaria celebrada esta mañana presidida por el vicepresidente y consejero de Universidades, Igualdad, Cultura y Deporte, Pablo Zuloaga, ha aprobado hoy sendos decretos de ayudas a pequeñas empresas del sector turístico y a las de transporte de viajeros por carretera para contribuir a paliar el impacto económico derivado de la crisis sanitaria del COVID 19.

Por un lado, la Consejería de Educación, Formación Profesional y Turismo regula las ayudas a autónomos, microempresas y pequeñas empresas del sector turístico a las que destina 2.000.000 euros.

Por otro, en el ámbito de la Consejería de Innovación, Industria, Transportes y Comercio se ha aprobado el decreto por el que se destinan 650.000 euros a paliar el déficit de explotación que han tenido las empresas de transporte en los servicios públicos regulares de transporte de viajeros por carretera durante el estado de alarma.

Consejería de Educación, Formación Profesional y Turismo

El decreto regula la concesión directa de subvenciones a autónomos, microempresas y pequeñas empresas del sector turístico para contribuir a paliar el impacto económico derivado de la crisis sanitaria del covid-19 y a recuperar sus niveles de actividad empresarial previos.

La cuantía de las ayudas es de 350 euros para empresarios autónomos o individuales; de 450 euros para aquellas con cinco o menos trabajadores y, para empresas de entre seis y 15 trabajadores (ambos inclusive) las ayudas serán de 650 euros.

Tal y como explica la consejera, Marina Lombó, esta línea de ayudas de carácter extraordinario, incluida en el Plan de Choque del Gobierno de Cantabria frente al COVID 19, trata de dar apoyo económico a los autónomos y las pequeñas empresas para que puedan mantener su estructura y plantilla hasta que recuperen los niveles de actividad previos a la crisis.

Para Lombó, el contexto de excepcionalidad derivado de la grave situación sanitaria ha tenido efectos muy negativos en un sector cuya actividad representa cerca del 12 por ciento del PIB de Cantabria.

Además, la consejera ha señalado que estas ayudas buscan apoyar a aquellas empresas que, aunque hayan reanudado su actividad, tendrán peores márgenes de rentabilidad dado que han de ceñirse a las restricciones impuestas por las autoridades sanitarias.

31/07/2020Noticias2 min

Compártela !